ÚLTIMOS COMENTARIOS

domingo, 16 de marzo de 2014

TÍTULO Y SINOPSIS DE LA NOVELA

Ya tenemos TÍTULO y SINOPSIS para la novela:

MEMORIAS DEL PORVENIR 

Año 2025. El mundo se ha convertido en un lugar dominado por la tecnología y organizado en ciudades denominadas colmenas. En este contexto, un extraño síndrome está afectando cada vez a más individuos y borrando paulatinamente sus recuerdos. El poder político, ostentado por la Corporación, ha equipado edificios para estudiar y tratar esta dolencia. Pero nada ni nadie es lo que parece.
¿Qué tienen en común todos los afectados? ¿Por qué son tan importantes para las autoridades? ¿Qué es el Proyecto Némesis? Y la principal cuestión, ¿está la Tierra en peligro?
La amalgama de traición y coraje, sentimientos y anhelos y acción e intriga transportará al lector a una época futurista sobre la que se cierne una terrible amenaza. ¿Estará la sociedad preparada para hacerle frente?


Tanto título como sinopsis han sido el resultado de una votación interna de entre varias opciones propuestas por varios autores y colaboradores del proyecto. El título fue propuesto por Alba García Serra y la sinopsis por Leticia de Juan Palomino. ¡Enhorabuena a las dos! 

Si estáis interesados aquí tenéis el resumen del concurso.

viernes, 28 de febrero de 2014

RARAS, HUÉRFANAS Y OLVIDADAS

Este es nuestro segundo día de las Enfermedades Raras. Tal como hicimos el año pasado, queríamos acercarnos y acercaros a las conciencias colectivas lo que supone realmente convivir con una de estas enfermedades. Y si en 2013 hicimos un llamamiento a la igualdad y a las miradas solidarias, nos hemos ido dando cuenta de que, quizá, sea mejor conocer de manera más concreta uno de los escollos inevitables que deben superar, día a día, familias y afectados.

A estas alturas conocemos bien la teoría: una enfermedad rara es aquella que afecta a menos de 5 personas por cada 10000 habitantes. Sabemos que en España, el total de personas afectadas por una de estas enfermedades es de 3 millones.  Según la OMS, esta pandemia afecta al 7% de la población mundial. Y sabemos que  existen cerca de 7000 enfermedades raras. Pero, ¿nos hacemos inmunes a las cifras? ¿Llega un momento en que no somos capaces de asimilarlas, de ponerlas sobre un plano concreto de realidad?
Creemos que muy posiblemente sea así. El día a día es un variado bombardeo de porcentajes y números de más de seis cifras que nuestra mente ha renunciado a  interpretar. No podría hacerlo. Por eso, vamos a intentar romper el muro estadístico, la perspectiva global. Olvidémosla y centrémonos en una vida concreta y, en este caso, ficticia, pero que bien podría ser el caso de cualquiera de nosotros.

Sandra se pregunta a menudo por qué. Y el porqué de su pregunta se descompone en porqués distintos. 

viernes, 14 de febrero de 2014

CAPÍTULO 12. CAELI

Visita el blog de Víctor Mosqueda Allegri






“Por muy feliz que llego a ser, no consigo olvidar el lugar donde nací”.
Jorge Moreno Muñoz



La arena era fría al contacto. Ni siquiera el sol, bajando por el horizonte, tiñendo todo de tonos anaranjados, tenía la posibilidad de calentar la superficie de las cosas. Su piel estaba fría, como una figura de porcelana dejada a merced de una noche de invierno. Las telas ligeras de su ropa se batían con una brisa helada. El mar se sentía calmo y parecía que de él escapaba una leve respiración, que llenaba de niebla el ambiente. Nicole, sin embargo, se encontraba cómoda, plena, cálida. Recostó la cabeza sobre la arena y posó los ojos sobre el cielo, donde flotaban tres lunas, cuyas siluetas débiles trataban de competir contra la luz del sol. Sabía que se encontraba en Área.
Sabía que se encontraba también en el planeta Tierra, en una playa caliente, con un cielo simplemente naranja, una arena simplemente tibia, una felicidad tristemente a medias, donde su corazón, por el contrario, se enfriaba. Sabía que sus recuerdos se habían confundido durante años, que su playa real, en la que alguna vez caminó, no era la misma que dibujaba su memoria, con colores más hermosos y sensaciones más genuinas de felicidad.

CAPÍTULO 12. CAELI (ilustraciones)

PREPARAOS PARA MORIR
Ilustración de Susana Rosique
PREPARAOS PARA VIVIR
Ilustración de Susana Rosique
"...fue posible ver las reales facciones de aquel ser abominable. (...) Todos tenían el mismo deforme rostro. (...) No luchen. No se resistan. No hay nada que puedan hacer para destruirnos."
"La nave donde Maggie había vivido los últimos años, dobló para dirigirse a una de las estaciones espaciales, (...) Cuando los pasajeros bajaron de la nave, sus transparentes trajes se coloraron de azul. (...) de pronto supo que ése sería el planeta en el que perdería la vida. A pesar de ello, no pudo dejar de sentirse en casa." 

CAPÍTULO 11. FRÍO.

Visita el perfil de Miguel Ángel Rodrigo Jiménez




“Fatiga de estar vivo, de estar muerto, con frío en vez de sangre, con frío que sonríe insinuado
 por las aceras apagadas”. Luis Cernuda.



Está sola. Se queda sola. Se busca sola. Ella y toda la soledad que puede atesorar en un lugar como la Catedral. Mira a través de la vidriera más pequeña y piensa. Piensa en Sam y en Zach y piensa que nieva. En que lleva nevando dos o tres días y en que se viene a dar cuenta hoy. Ahora. Piensa y entonces recuerda que las últimas jornadas le han parecido ficción, una mentira, y no ha podido siquiera permitirse pensar. Por eso, porque ahora sí puede, continúa pensando. En un Zach arisco y protector y en un Sam que hace mucho tiempo que se hizo hombre. En que se siente feliz de haberlos reencontrado. Lo son todo para ella, son lo que da sentido a las pérdidas.

CAPÍTULO 11. FRÍO (ilustraciones)

PUENTE BAJO MASAS TURBULENTAS
Ilustración de Daniel Camargo
HAY HUMO EN TUS OJOS
Ilustración de Daniel Camargo
"La visión del Puente de la Revolución de 2014 atravesado por miles de personas les hizo estremecerse. Sus presencias cubrían la estructura de tal modo que ésta parecía no existir. La multitud, en cambio, parecía  flotar. (...)"
""A las 5:19 horas del 24 de diciembre un fulgor azul atravesó el cielo. El Mesías acababa de estallar. Tras la estela de sus restos, tres rocas espaciales continuaban su inexorable avance hacia el planeta. Los siguientes sesenta segundos fueron azules. De azul se vistieron los Vientos Negros que volaban hacia sus respectivas instalaciones. Azul fue el reflejo en las pupilas de los hombres y mujeres que alzaban la vista en el Monte de la Arboleda CoDos. Bajo una intensidad azul, se detuvo la batalla en la Reina Madre. Azul fue el frío que se apoderó de todas almas de este mundo.  Gélida y gris, la mirada de Inferno.
Después de aquel minuto, llegó el amanecer."

CAPÍTULO 10. BUENOS Y MALOS




“Lo peor que hacen los malos es obligarnos a dudar de los buenos”.
Jacinto Benavente.




Domingo, 21 de diciembre, 2025

La visita a ColdStone me ha dejado aún más débil y confuso. No estoy seguro de si al final saben dónde estamos o no, ni las consecuencias que ello puede acarrear. Todos me piden que confíe en ellos, pero no sé en quién hacerlo, excepto en Zach. Sin Zach es posible que ya estuviera muerto, que todos lo estuviésemos. Me alegro de haber hablado con mamá. Me ha pedido perdón por el pasado. Me ha dicho que se casó con aquel hombre para protegernos porque tenía pánico después de lo ocurrido con papá. Era alguien influyente y le prometió que velaría por nosotros. La misma promesa que le hizo papá y no pudo cumplir.



Zach se acercó al padre Maydana y le preguntó si podían hablar a solas. Éste le hizo un gesto afirmativo con la cabeza y le llevó a una sala contigua, donde había un robot dispensador de bebidas.

CAPÍTULO 10. BUENOS Y MALOS (ilustraciones)

© Rafa Mir
© Rafa Mir
ALMAS DESCARRIADAS
Ilustración de Rafa Mir
EN CASA
Ilustración de Rafa Mir
"Jensen jamás había visitado ningún lugar religioso..."
"El espectáculo de luces fosforescentes maravilló a Maggie."

CAPÍTULO 9. UN HILO DE ESPERANZA




“El lugar que amamos, ése es nuestro hogar; un hogar que nuestros pies pueden abandonar, 
pero no nuestros corazones”. Oliver Wendell Holmes



Zach apenas tuvo tiempo de asimilar lo que estaba ocurriendo. Las explosiones le sorprendieron en el cuarto de descanso. Le pareció que aquel estruendo sonaba lejano, así que no le dio importancia. Lo atribuyó a otra acción de los Vigilantes contra insurgentes de la Tina en alguna mansión de los alrededores. No tardó en oír pasos apresurados y gritos en los pasillos, y eso fue lo que le alertó. Salió del cuarto y, sin saber por qué, echó a correr tras los que corrían hacia el centro de control.
Jacques le interceptó a medio camino. Corría en dirección contraria a los hombres a los que Zach seguía. Iba armado y cargaba con un curioso casco compacto. El investigador no recordaba haber visto antes ninguno igual.
—¡Ven conmigo! —le ordenó.
—¿Qué está pasando? —preguntó Zach, tratando de no perder el ritmo.
—¡Tenemos que sacaros de la base!

CAPÍTULO 9. UN HILO DE ESPERANZA (ilustración)

© elsitiodetico
Walking Death
Ilustración de Vicente Mateo Serra

“La HLScreen virtual emitía, por enésima vez, el último comunicado oficial de la Corporación. Pedía a los colmenarios que cesaran los episodios violentos en las calles y les aseguraba que el objeto que podían distinguir claramente en el cielo no suponía ningún peligro. (…)“
“Siguió a su objetivo a través de la Colmena. El cazador avanzaba con sigilo, procurando confundirse entre los colmenarios que, a aquellas horas de la noche, todavía recorrían las calles. (...)“

CAPÍTULO 8. LA GOTA QUE COLMARÁ LA TINA





“Sólo hay una guerra que puede permitirse el ser humano:
la guerra contra su extinción”. Isaac Asimov.



Domingo, 25 de agosto, 2024.

Es definitivo. Estoy irreversiblemente aburrido de llevar este diario. Más de dos décadas de una pérdida de tiempo absoluta. Recuerdo haber empezado este diario antes de mis diez años, porque había una suerte de bicho raro picándome el pecho para que escribiera, para que me dijera cosas que probablemente sabía, pero que de no poner por escrito podrían terminar matándome cincuenta, sesenta años después, sin haberlas hecho conscientes. Hoy releo esas líneas y no encuentro nada que justifique tamaña colección de polillas, carcomas y barrenillas en un mundo donde el almacenamiento de datos pasó de esas polillas a los virus informáticos, y hacemos tan pocos esfuerzos por acabar con los segundos como los que antaño pusimos en acabar con las primeras. Supongo que el ser humano descubrió, en algún momento, que si sus memorias (escritas, habladas, pensadas, filmadas) no peligraban por intercesión de algún Némesis frío y mortal, se perdía la gracia de recordar, de almacenar, de acaparar. Era eso, o descubrieron el peligro de una memoria perfectamente lúcida y conectada al todo. Hoy sé que todavía me faltan al menos un par de relecturas melancólicas de estas líneas antes de que pueda atreverme a incendiar todos estos cuadernos; pero mientras tanto, al menos, no seguiré haciendo el tonto engrosando estas líneas. Pongo punto y fin a este circular, pueril e intrascendente intento de contarme mi propia vida y que las polillas se traguen hasta la última coma y el último acento.

CAPÍTULO 8. LA GOTA QUE COLMARÁ LA TINA (ilustraciones)

© Elena del Valle
© Elena del Valle
EL DIARIO DE SAM
Ilustración de Elena del Valle
EL NIÑO ALIENÍGENA
Ilustración de Elena del Valle
"En realidad era mitad humano, mitad extraterre5tre, y fui creado por humanos desde los rest0s dejados por una suerte de nave espacial que aterrizó..."
"…No pasaron dos segundos después de la eclosión, cuando aquel niño del espacio (...) Cuando hubo acabado con ocho investigadores y 29 militares de élite..."

CAPÍTULO 7. EN CUALQUIER OTRO LUGAR

Visita el blog de Jorge Moreno




“Me parece que siempre seré feliz allí donde no estoy”. Baudelaire


No lo vio. Juraría que su deslizador estaba en la posición de conducción automática, pero no trazó la curva que dibujaba la calle y terminó contra un grupo de árboles CoDos. No sabía qué podía haber fallado. No había visto cómo su deslizador había recibido una serie de órdenes que hicieron variar el conmutador de conducción automática a manual. No podía moverse. No oía, ni siquiera su propia voz llamando a su mujer y a su hijo. Intentó mover la cabeza para buscarlos, pero sólo podía agitar sus ojos. No sentía su cuerpo y notaba cómo su visión se teñía de tonos rojos. Tampoco vio al hombre que se acercó a él ni sintió cómo le colocaba el dedo en la yugular. Pero sí sintió cómo le sujetaba la cabeza, y cuando creyó sentir el consuelo de la ayuda, un violento tirón hacia atrás apagó su vida.

CAPÍTULO 7. EN CUALQUIER OTRO LUGAR (ilustración)

© Héctor Gordaliza
1 s
Ilustración de Héctor Gordaliza

"... Al fin encontraron la luz. Una cadena que llevaba Nicole en el cuello salió despedida hasta fijarse en una de las cuatro paredes de la sala cuadrada en la que habían desembocado. Podían oír un ligero zumbido. En el centro había una esfera. [...] Extendió los brazos y acercó las manos, despacio, como si no quisiera tocarla aunque supiera que debía hacerlo o temiera hacerlo demasiado deprisa y romperla. Al fin la tocó..."

"Aunque para Sam ese segundo no fue un segundo. En cuanto tocó la esfera sintió que arrancaban su cuerpo. Chilló, intentó separarse pero no podía. Sintió como si viajase por un túnel a gran velocidad, como si su cuerpo se descompusiera en mil pedazos y girara dentro de una lavadora. Todo se paró y sintió como si cada pieza de su cuerpo volviese a ocupar su lugar. [...] sintió que le hablaban."
"Volvió a sentir que su cuerpo se descomponía y giraba. Hasta que vio ante él sus manos sujetando la esfera, pero esta vez sí podía soltarla."

CAPÍTULO 6. PRETÉRITO IMPERFECTO



“El pasado me ha revelado la estructura del futuro”. Pierre Teilhard de Chardin


—Némesis… —esa maldita palabra lo perseguía donde quiera que fuese y en labios de su madre no sonaba mejor…
Continuó durante unos segundos con la mirada clavada en las cenizas que esparcían al aire los bots araña en su sistemática búsqueda de restos humanos. Aún le costaba mirar a los ojos a aquella mujer que durante tanto tiempo había querido borrar de su memoria y que ahora aparecía ante él manejando información que le hacía sentir aún más incómodo ¿Podía ir el día a peor? Mejor no hacerse esa pregunta, pensó. La última vez que la había formulado después de una terrible jornada, al llegar a casa a las tantas, había encontrado a Milú infectado con uno de los virus que poblaban la red y que le hacía cantar en bucle y a máximo volumen La Macarena. Ni siquiera Ariadna había podido desactivarlo, así que a las cinco de la madrugada y al borde de la locura tras haberlo probado todo, se vio obligado a utilizar el arcaico pero efectivo método del martillo para silenciarlo. Aún le dolía el bolsillo al pensar en la factura de la reparación.

CAPÍTULO 6. PRETÉRITO IMPERFECTO (ilustración)

© Rubén Rojas
CAROLINE ²
Ilustración de Rubén Rojas

"La visión de una Caroline parlante portando en brazos a otra Caroline cubierta únicamente por una bata de médico y que sangraba profusamente, hizo que cada uno de sus músculos se pusiera en guardia y de un salto se alejara tambaleándose un par de metros."

CAPÍTULO 5. LA NOCHE SIEMPRE GANA



“Somos nuestra memoria, somos ese quimérico museo de formas inconstantes, ese montón de espejos rotos”. Jorge Luis Borges



«Despierta, pequeña». 
Caroline abrió los ojos a la noche. Sentía un hormigueo familiar recorrerle cada pulgada de su cuerpo. De nuevo sentía los hilos de su destino moverla contra su voluntad. Y el culpable de ello era aquel ser al que ella bautizó como el Titiritero. Su aspecto era el mismo de siempre. Alto y delgado, con ojos de color ámbar y sonrisa de lobo viejo. Era él el que la mantenía prisionera en sí misma, el que la hacía vagar contra su voluntad por todo aquel centro cuando únicamente ojos virtuales vigilaban el lugar. Era su guardián y su carcelero. 
«Quiero dormir» —musitó ella con su mente palabras que su boca había olvidado. 
«No. Esta noche es para soñar despiertos, pequeña. Es noche de saldar cuentas» —le contestó el Titiritero mientras fluctuaba un segundo ante los ojos de Caroline.

CAPÍTULO 5. LA NOCHE SIEMPRE GANA (ilustración)

© Alba G. Serra
Esta noche salimos, nena. No se lo digas a MAMÁ
Ilustración de Alba G. Serra

"« (...) Esta noche voy a cambiar un par de cosas…» La mirada de reproche de Caroline apuñaló el discurso de su acompañante. «Perdón, “vamos a cambiar”. ¿Mejor así? Por favor, qué susceptibles sois las mujeres cuando queréis. Te pareces a una pelirroja que yo me sé…» Un dedo corazón alzado fue la respuesta de Caroline, que se abalanzó a la oscuridad del Memory Shelter sin esperar al Titiritero".

CAPÍTULO 4. LOS ELEGIDOS

Visita el blog de Olga Besolí




                                                                              “Dios no juega a los dados”. Albert Einstein



El viejo jeep militar avanzaba toscamente sobre el camino de tierra, levantando estelas de polvo a su paso. El motor rugía fuertemente. De vez en cuando alguna piedra salía despedida por el peso de los neumáticos. Los continuos baches zarandeaban a los dos ocupantes del vehículo. Uno de ellos se giró y observó cómo los dos bidones de gasolina se desplazaban libremente de un lado a otro en la parte trasera del auto.
—No entiendo por qué tenemos que ir en este cacharro contaminante y apestoso. Sería mejor haber cogido el translider.
—Son órdenes, soldado. Nuestro destino es alto secreto y nuestra ruta no debe constar en la red. Además, allá a donde nos dirigimos no ven con buenos ojos los deslizadores, prefieren los vehículos a la vieja usanza. ¿Cómo está el paquete?
—Listo para la entrega. Sedado o muerto, porque sigue inmóvil en su manta con tanto traqueteo.

CAPÍTULO 4. LOS ELEGIDOS (ilustraciones)

© RuAn
© RuAn
IGNONIMIA TEMPORAL
Ilustración de RuAn
CONECTA DOS
Ilustración de RuAn
"—Pero, hermana, aunque se empeñen en evitarlo, ustedes también forman parte del mundo actual —dijo categóricamente Torres.
Era evidente que le disgustaba esa mujer o, más bien, lo que representaba. Jensen, en cambio, no salía de su asombro, sorprendido por su indumentaria, de la que destacaba sobremanera el crucifijo que colgaba de su cuello, y que le tenía desconcertado. ¿A quién podría gustarle llevar un hombre torturado de adorno encima?
"
"Lo que ocurrió a continuación, ni Nicole ni Sam podrían explicarlo. Un hilo eléctrico violáceo salió de la frente de Sam, justo de la zona situada entre las cejas, y se introdujo en la de Nicole. Los dos se apartaron repentinamente."

CAPÍTULO 3. NÉMESIS





                                                                    Quis custodiet ipso custodes?”  (¿Quién vigila a los vigilantes?). Juvenal


Ver es recordar. Esa frase la tenía grabada en su memoria desde su más tierna infancia. Su abuela la repetía una y otra vez y ella jamás se había cuestionado la veracidad de la misma, hasta que comenzó a trabajar en la planta de autopsias y discriminación de restos orgánicos del Memorial Union Institute.
El turno de noche no era el mejor. Habitualmente tenía más trabajo que el diurno. Es lo que tenía la muerte, era caprichosa y le gustaba hacer sus visitas cuando los hombres estaban desprevenidos. Esa también era una frase de su abuela. Últimamente pensaba mucho en ella. Un escalofrío le recorrió la espalda. “Piensas demasiado en la abuela, Patricia, ¿no será que te está llamando a su lado? ¡Tonterías!”, se dijo. Y volvió a la cómoda lectura de su RNA holograf, que incluía de regalo más de mil títulos de novelas románticas, sus preferidas. ¡Adoraba ese aparato! desde que aparecieron en el mercado era una auténtica adicta a él, reconocía su voz y pasaba de página con un golpe de vista.

CAPÍTULO 3. NÉMESIS (ilustración)

© VEKFly
LA MIRADA DEL MEMORY
Ilustración de Verónica R. López, VEKFly

“Zach entró y escuchó cómo cerraban la puerta tras él. Sentada en un enorme sillón, Allison lo miraba con seriedad. Por instinto profesional recorrió con un rápido vistazo toda la estancia. La única forma de entrar o salir de allí era la puerta que acababa de franquear."

CAPÍTULO 2: LA ESFERA DE MEMORIA

Visita el blog de Roberto del Sol




"Cualquier tecnología suficientemente avanzada es indistinguible de la magia”. Arthur C. Clarke.

                                                                      
Al final las máquinas nunca fallaban, los errores siempre acababan siendo humanos. Eso era lo que el doctor Stein les repetía una y otra vez: que había que estar alerta tanto a la vigilancia de los internos como a los posibles problemas que pudiesen llegar del exterior.
            Para Erik Anderson eso era demasiado vago e impreciso; nadie les decía qué diablos era lo que tenían que temer del exterior. Y respecto a los internos, ¿qué daño podían hacer unos civiles, ingresados como zombis a los que les fallaba la memoria? Aún así, siempre tenía puestos los cinco sentidos cada vez que le tocaba turno de vigilancia. Nunca había sucedido nada.
            Hasta este momento.
            Según podía ver por las entradas de la tarde, el doctor Stein había ordenado a Madre que subiese el Santuario desde la protección del Nido para realizar unas pruebas conjuntas a los durmientes. Hasta ahí nada de especial. Pero cuando vio que las pequeñas luces que brillaban en el Santuario eran rojas en vez de verdes, maldijo su mala suerte. Inmediatamente tecleó un código para borrar los posibles ecos de señales falsas, mientras rogaba que todo fuese una alucinación o un fallo del sistema, pero las obstinadas luces seguían brillando en el sitio equivocado.

CAPÍTULO 2. LA ESFERA DE MEMORIA (ilustraciones)

© Marta Herguedas
© RuAn
NO PARECÍA ALGO FABRICADO POR EL HOMBRE
Ilustración de Marta Herguedas
LOS OJOS DE MILÚ SE APAGARON
Ilustración de Marta Herguedas
"Sostuvo la esfera ante sus ojos. No parecía algo fabricado por el hombre. Seguía siendo hermosa, pero su fulgor se estaba apagando y el efecto que había producido dentro de su cabeza también."
"Ariadna disminuyó la intensidad de las luces de la casa a medida que Zach avanzaba por el pasillo hacia su habitación. Los ojos de Milú se apagaron cuando el pequeño robot pasó al modo de ahorro de energía."

CAPÍTULO 1. MEMORY SHELTER

Visita el blog de Montse Augé




Me gustan más los sueños del futuro que la historia del pasado”. Thomas Jefferson.

Era posible escuchar el sonido del silencio en el exterior de la sala número cinco. Estaba ocupada. La luz roja sobre la puerta así lo indicaba. El sistema de autentificación biométrica a un lado de la puerta todavía conservaba la geometría del árbol de las venas de una mano. Pertenecían a la enfermera que se encontraba en el interior, junto a Nicole. Ésta dormía plácidamente, tendida sobre una cama situada justo en el centro de la estancia cuadrada. Un cuadrado perfecto. Sólo se escuchaba el sonido de sus constantes vitales reflejadas en un monitor a su derecha. Unos cables conectados bajo la pantalla avanzaban como tentáculos hacia su cuerpo, atrapándola con sensores situados sobre su cabeza y su pecho. En la pared del fondo una pantalla de cristal mostraba su imagen previamente filtrada por un escáner térmico. El color amarillo predominante confirmaba que la temperatura se mantenía estable, a 34 grados, la necesaria.

CAPÍTULO 1: MEMORY SHELTER (ilustración)

© David Bastos
MEMORY DUSK
Ilustración de David Bastos

>"[...] el sol estaba a punto de desaparecer tiñendo el horizonte de reflejos anaranjados. No sólo naranja. Para ella era el espectáculo más bello del mundo, [...].”
“[...]—Imagínate que tu mente es [...] un lienzo enorme ocupado por los dibujos de todos tus recuerdos. —Jan se felicitó a sí mismo por la imagen poética que acababa de crear—. Lo que te está sucediendo es que hay algo que poco a poco va borrando los colores, las formas…, dejando en su lugar el lienzo en blanco. [...]—¿Pero por qué? ¿Cuál es el motivo? ¿Qué puedo hacer?"

miércoles, 12 de febrero de 2014

III. CONOCE LA OBRA DE... SUSANA ROSIQUE: ALI Y LOS MACAPÚN

Con esta muestra terminamos de presentaros a Susana Rosique, la ilustradora que pondrá color al último capítulo de la novela. Si todavía no conoces su estilo, aún estás a tiempo de disfrutarlo. 

- Título: ALI Y LOS MACAPÚN.
- ExplicaciónPublicación de libro infantil ilustrado, autora del texto Paula Merlán, con la editorial Enxebrebooks / Descubrebooks.
Enlacehttp://susanarosique-ilustradora.blogspot.com.es/2013/12/novedad-ali-y-los-macapun.html


lunes, 10 de febrero de 2014

ENTREVISTA A SUSANA ROSIQUE. ILUSTRADORA

"ME GUSTA MUCHO ILUSTRAR POESÍA, POR LA LIBERTAD Y LA MAGIA QUE CONLLEVA"

Es el momento de conocer un poco más, con esta entrevista, a Susana Rosique, la ilustradora encargada de dar color al capítulo final.


ILUSTRACIÓN


 ¿Cuál es tu especialidad en ilustración?
No me considero especialista, aunque lo que más he hecho y con lo que disfruto enormemente es ilustrando cuentos infantiles. También me gusta mucho ilustrar poesía, por la libertad y la magia que conlleva.

 ¿Dónde podemos ver tu portafolio online?
En mi blog: http://susanarosique-ilustradora.blogspot.com
En mi portafolio online: http://susanarosique-ilustradora-portofolio.blogspot.com.es/
O en este otro site: https://www.behance.net/susanarosique

 ¿Has realizado estudios formales de arte, o eres autodidacta?
Me licencié en psicología, pero no he realizado estudios oficiales ni académicos relacionados con el arte, aunque siempre que he podido he participado en talleres de pintura y de ilustración, se aprende mucho no sólo con los maestros si no con los compañeros también.

 ¿Cómo conseguiste tu primer encargo pagado? ¿En qué consistía?
Mi primer encargo fue realizar las páginas infantiles de la revista Hacer Familia, hace ya 16 años. Había realizado un mailing masivo a más de 80 editoriales, me contestaron 5 (carta de cortesía) y sólo una, ésta, me llamó para entrevistarnos y hacer unos bocetos. ¡Actualmente sigo colaborando con ellos!

 ¿Qué ilustradores históricos o contemporáneos admiras más?
Me encanta el impresionismo, y el surrealismo. Chagall y Gauguin. Picasso y Kandinsky. Y de los ilustradores, ¡son tantos los que me gustan! Me impactó ya de niña Ulises Wensell. Y siguiendo con actuales: Jacobo Muñiz, Javier Zabala, Miguel Tanco, Emilio Urberuaga... Además he tenido la suerte de participar en un taller impartido por dos de ellos (Miguel y Emilio) un placer y un lujo!!

 ¿En qué se parece lo que dibujas hoy a lo que dibujabas durante tu infancia? ¿En qué ha cambiado?
¡En las prisas! De pequeña dibujaba mucho pero sin plazos de entrega, sólo por el placer de hacerlo. En cuanto a contenido... me sigue gustando mucho dibujar animales.

 ¿Qué haces cuando el cliente dice sencillamente "no me gusta"?
Intento indagar más sobre lo que busca o espera, ¡si tiene sugerencias que hacerme las escucho encantada!

 ¿Qué parte de tu trabajo lo realizas en papel y qué parte en digital?
Los bocetos los suelo realizar en papel, y si tengo tiempo suficiente y el tipo de proyecto lo permite, lo acabo en papel también (collage, acrílicos, acuarelas, lapiceros....). Pero si voy con el tiempo justo, prácticamente todo el trabajo lo realizo en PC, con mi wacom y el photoshop. Y se obtienen resultados muy curiosos, que a veces el papel no permite obtener.

 ¿En qué estás trabajando ahora?
Pues, entre otras cosas, en un libro infantil (¡qué raro!, ¿eh?) de poesía. Es un libro divertido, con una editorial de Guatemala con la que tenía muchas ganas de colaborar. Pronto se publicará otro en Méjico, en el que he colaborado junto a otros ilustradores.


viernes, 7 de febrero de 2014

II. CONOCE LA OBRA DE... SUSANA ROSIQUE: PERLA. LOS AMIGOS DE LEO.

Para los amantes de la lectura, os mostramos esta ilustración de Susana Rosique antes de que se publiquen sus ilustraciones para el capítulo 12, y eso será el 15 de febrero. 

- Título: PERLA. LOS AMIGOS DE LEO.
- Explicación: Postal diseñada para la librería El Dragón Lector, que este año cumple 15 años. El club de Leo (Leo es un dragón lector) va a crecer con muchos nuevos amigos dragones lectores diseñados por distintos ilustradores.
Enlacehttp://susanarosique-ilustradora.blogspot.com.es/2013/07/los-amigos-de-leo.html


lunes, 3 de febrero de 2014

I. CONOCE LA OBRA DE... SUSANA ROSIQUE: FELICES FIESTAS

Susana Rosique es nuestra última ilustradora, ella le pondrá imagen al capítulo 12. Te mostramos uno de sus trabajos para que la conozcas su estilo. Seguro que te gusta.

- Título: FELICES FIESTAS
- Explicación: Postal diseñada para Emutation New Media.
Enlacehttp://susanarosique-ilustradora.blogspot.com.es/2013/12/felices-fiestas.html


miércoles, 29 de enero de 2014

MARFANILUSTRE: AKENATÓN


Pocas semanas atrás conocimos a Abraham Lincoln. Supimos entonces que, no hace demasiado tiempo, cuando a alguien se le diagnosticaba síndrome de Marfan, muy probablemente, el primer referente que tenía sobre otros afectados era el célebre presidente de los EEUU. Bien, pues hubo otro personaje que le seguía de muy cerca en eso de postular como único (en apariencia) compañero de travesía en el desierto que comporta padecer  cualquier enfermedad minoritaria. A pesar de que nos queda algo alejado en el tiempo y de que probablemente fuese alguien con quien nos entenderíamos poco, esta semana vamos a acercarnos a él algo más. Nos referimos al faraón Akenatón.

Conozcamos un poquito su contexto.

lunes, 20 de enero de 2014

INFORMACIÓN SOBRE MARFAN Y ENTREVISTA A JAVIER BOTET EN "TODOS SOMOS RAROS, TODOS SOMOS ÚNICOS" DE RTVE

Hace poco comenzó en RTVE un programa sobre enfermedades raras llamado Todos somos raros, todos somos únicos. Se emite en la 2 los sábados a las 12:30 h. En el programa de esta semana hablan sobre la enfermedad "piel de mariposa", sobre el Síndrome de Moebius y a partir del minuto 12:30 lo hacen sobre el Síndrome de Marfan.

En el programa, Isabel Gemio entrevista al actor e ilustrador Javier Botet que cuenta cómo ha vivido con la enfermedad desde que nació y cómo se ha valido de ella en beneficio de su carrera profesional. En palabras de Javier: "Mi enfermedad no es una ventaja, yo la he convertido en ventaja".

En el reportaje también habla sobre la enfermedad el doctor Fernando Rodríguez Pascual, biólogo molecuar del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa.


Sobre el Síndrome de Marfan a partir del minuto 12:30.

martes, 14 de enero de 2014

EN EL CAPÍTULO ANTERIOR...

RESUMEN DEL CAPÍTULO 11
FRÍO por Miguel Ángel Rodrigo Jiménez



El trayecto entre la Catedral y la Abeja Reina resulta demasiado lento a causa de la masa humana que ha tomado las calles tras la convocatoria de la Corporación, que pretende llevarla al Monte de la Arboleda CoDos, al norte de la Colmena. Por ese motivo, Sofía y Frank, los dos miembros de la Resistencia que acompañan a Zach, Sam, Nicole y Allison, deciden seguir una ruta alternativa para alcanzar el antiguo Hospital de Beneficencia, donde les espera un Viento Negro. Durante el viaje, Allison revela al fin su poder: es capaz de anticipar el futuro. La segunda precognición de la doctora Bradley le revela que los Ángeles de la Muerte van a atacar la Catedral. Sam logra avisar a Caroline, que permanece en el templo junto con Patricia, Robinson, el padre Maydana y otros miembros del MMR y a Resistencia a fin de que cuenten con la ventaja del factor sorpresa.

En la Abeja Reina, Maugé recibe a Hugo Pedraza, el padre de Maggie. Éste explica a Christopher que, de las cuatro rocas alienígenas, sólo una de ellas puede considerarse de “los suyos”. Las otras tres son enemigas. Ross trata de comprender y exige a Maugé una explicación mientras Maggie ayuda a su padre en el proceso de eclosión de las larvas del primer Mesías. Maugé le cuenta que tanto los ellos como los visitantes del primer Mesías son humanos cuya evolución ha seguido caminos distintos. Ambos grupos de humanos, terrestres y visitantes (procedentes de un planeta llamado Área) son fruto del experimento cósmico de una especie de homínido de características letales. 

Entretanto, Rickmont ultima los detalles de su plan de defensa. Y con él, el resto del planeta, los ejércitos regulares y las divisiones Némesis de todas las colmenas, se preparan para recibir a los cuatro Mesías que amenazan desde el cielo. La última de sus órdenes es destruir la Abeja Reina. 

A pesar de un primer asalto favorable a los ocupantes de la Catedral, los Ángeles de la Muerte se rehacen y logran sorprenderlos. Bajo las órdenes de Inferno, un alienígena de mirada gris, a punto están de aplastar a cuantos están entre los muros de la Catedral. En ese instante, Inferno recibe una notificación de Rickmont para que aborte la misión: ha localizado a los híbridos. Inferno necesita saber dónde están, pues Sam, Nicole y Allison son el auténtico objetivo que persigue, más allá de las órdenes de Rickmont. Por eso, abandona a su hueste para ir en busca del Ministro. 
Tras la marcha de Inferno llegan a la Catedral Jaques y lo que queda de la Resistencia para reducir definitivamente a los Ángeles de la Muerte.

Inferno logra dar con Rickmont, escondido y protegido en el estadio de los Salamanders. Invade su mente de manera brutal, destruyendo cada centímetro cúbico de materia gris y arrasando con recuerdos, pensamientos y percepciones. El Ministro extingue sus últimas horas de vida. Inferno ha averigua donde están los híbridos. 

El Viento Negro que habían venido a encontrar en el abandonado Hospital de Beneficencia no funciona. Sofía, Frank y Jensen tratan de arreglarlo cuando se ven sorprendidos por el ataque de otro Viento Negro. Tras un enfrentamiento complicado, la situación concluye con Sofía, Frank, Nicole, Allison (gravemente herida en una pierna), Zach y Sam encerrados en el edificio del hospital, que permanece sellado tras la aplicación de un campo de fuerza. Jensen, muy mermado de facultades y dominado por temblores y calambres, consecuencia del excesivo tiempo que lleva utilizando el EMT, ha quedado asilado de ellos en el exterior. Cuando el ataque cesa, Jensen logra retirarse el dispositivo de la frente y queda inconsciente.
La noche avanza en el interior del hospital plagándose de revelaciones calladas, de confesiones inconvenientes, imposibles y traslúcidas. De entre todas ellas, una se vuelve crucial para el devenir de sus caminos: se activa en Sam el recuerdo de su memoria genética.
Poco antes del amanecer, Jensen es despertado por un nuevo amigo: Nero (al que bautizará él mismo), un perro gracias al abrigo del cual ha llegado a sobrevivir al terrible frío de la noche. De repente, del cielo desciende un hombre que en verdad no es un hombre: es Inferno. Jensen se colca de nuevo el EMT para afrontar el combate inminente. A pesar de lograr herir al alienígena, el enfrentamiento termina con la vida del joven soldado. 

Al amanecer, la primera de las rocas espaciales, la proveniente de Área, es destruida.

viernes, 10 de enero de 2014

III. CONOCE LA OBRA DE... VÍCTOR MOSQUEDA ALLEGRI: DUELO AL MEDIODÍA

Víctor Mosqueda Allegri escribe el capítulo 8 y 12. Conoce su arte en la literatura con este thriller psicológico enlazado directamente desde su blog.


"El dedo índice y el medio de la mano derecha permanecían erguidos y juntos, uno al lado del otro, como siameses paranoicos, mirando a izquierda y derecha, apuntando en todas direcciones, danzando errantes por el aire. El dedo gordo, doblado, (...)

Título: DUELO AL MEDIODÍA
Autor: Víctor Mosqueda Allegri.
Nota a la Sinopsis: Por petición del autor no aparece ninguna sinopsis ya que, por tratarse de un cuento corto, podría dañar el efecto sorpresa.
Género: Thriller Psicológico.
Enlace: http://convictoryconfeso.wordpress.com/2011/10/15/duelo-al-mediodia/

miércoles, 8 de enero de 2014

ENTREVISTA A VÍCTOR MOSQUEDA ALLEGRI. ESCRITOR

"ANTES DE SENTARME A ESCRIBIR, OCURRE LA VIDA".

Amante de la microficción, Víctor Mosqueda Allegri, escritor encargado del capítulo 8 y 12, no se queda corto en palabras para hablarnos de su pasión por la escritura en esta entrevista.


ESCRIBIR

 Cómo empezaste a escribir? ¿Quién te leía al principio?
Hubo un cúmulo de causas: 1. adolescencia, 2. ingenuidad, 3. oposicionismo, 4. tiempo libre. Afortunadamente, después de un período de 3 años escribiendo sin saber nada de literatura, sin haber leído nada de literatura, sin tener lectores que me pudiesen dar una visión crítica de lo que hacía, llegó a mis 18 años un taller de poesía que me cambió las perspectivas. Empecé a leer buenos autores, a tratar de copiarlos, a estudiarlos; pero todavía me quedaban resabios de aquella adolescencia-ingenuidad-oposicionismo, sólo que con menos tiempo libre. Hicieron falta unos 2 o 3 años más para que aprendiera el valor de la autocrítica y la crítica externa (lo fui aprendiendo por partes, y a través de duros golpes al ego), y ya para entonces, empecé un camino de unos 6 o 7 años, que me lleva al punto en el que estoy hoy, donde ya me he definido por un género (narrativa breve), donde siento que ya hay una voz narrativa estable en mí (relativamente) y donde puedo sentirme a gusto con muchas de las cosas que produzco. Sin embargo, siento que todavía estoy inmerso en este viaje iniciático por el camino de las letras; quizás ya al final de ese viaje, pero todavía en él. Afortunadamente, en el trayecto me he hecho de grandes amigos, muchos de ellos muy buenos lectores, que son capaces de darme una visión crítica de mi trabajo, con la cual he ido avanzando poco a poco, y continuaré avanzando.